6 pasos para reducir el consumo de energía en tu trabajo

Las oficinas, los salones, los almacenes y otros lugares de trabajo son de los espacios en los que las personas pasan más horas de su día a día. Por lo tanto, no es extraño que la factura de electricidad llegue a cantidades enormes, en especial si el horario laboral es nocturno y se utilizan varios equipos electrónicos. Muchas empresas y negocios ven esto como un gasto necesario para producir más, pero existen formas para reducir el consumo eléctrico sin afectar la producción:

Configurar los equipos de computación en un estado de ahorro de energía

De preferencia, que entren en un estado de hibernación después de 5 minutos de inactividad, con imágenes de tonos oscuros para el fondo de pantalla. Revisar también que no se quede ningún equipo encendido a la hora de la salida, a menos que sea necesario por una actualización o

Aprovechar la luz natural lo más posible

Entre más ventanas, tragaluces y otros ingresos de luz natural tenga una oficina o un edificio, más tiempo podrán pasar las personas dentro de las instalaciones sin necesidad de encender lámparas.

Cerrar puertas y ventanas si hay equipos de aire acondicionado

Cada equipo aire acondicionado tiene una capacidad de trabajo definida. Dejar las puertas y las ventanas abiertas es hacer que enfríe lo triple de su capacidad, exigiendo más trabajo y más energía.

Apaga los equipos de climatización si nadie los está usando

En especial en salas de juntas, comedores y otras zonas en las que el personal sólo pasa ciertas horas del día.

Apagar las luces si no son necesarias

Dejar las luces del baño, la sala de juntas, la cafetería u otro lugar encendidas si no hay nadie en ellas, es un gasto de electricidad que puede evitarse. Si existe la posibilidad, se puede instalar un sistema que prenda y apague las luces mientras detecte movimiento.

Utilizar focos ahorradores en todos los espacios

Está comprobado que estos focos aprovechan mejor la electricidad y evitan la pérdida de energía al evitar que se transforme en calor, como ocurre con las bombillas incandescentes.

También existen instalaciones eléctricas que pueden tener fugas de electricidad o cortos, alterando el consumo real de la empresa. Solicitar un mantenimiento profesional puede prevenir este escenario. En Altos Ingeniería Eléctrica tenemos más de 30 años brindando los servicios más completos en construcción u mantenimiento eléctrico a empresas mexicanas de diversos sectores. Contáctenos para brindarle información a través de nuestro formulario o al teléfono 01 (800) 890 8213.

Entradas destacadas

SOLICITAR

MÁS INFORMACIÓN

Entradas recientes